Asociación de residencias y servicios de atención a los mayores. Sector solidario

Ictus, ¿cómo actuar ante la falta de apetito?

Publicado por el Oct 28, 2016 en Salud en el Mayor | Comentarios desactivados en Ictus, ¿cómo actuar ante la falta de apetito?

I Jornada de Voluntariado Lares CV, una jornada con corazón.

¿Quién puede ser voluntario?

Ictus, ¿cómo actuar ante la falta de apetito?

La falta de apetito, también llamada hiporexia, es un síntoma que afecta a muchas personas mayores. Se pueden considerar como causas principales de esta disminución del apetito, la edad, la enfermedad y el estado nutricional de la persona mayor.

Por tanto, debemos comprender que cuando nuestro familiar decide comer menos y presenta alteraciones en el apetito, como reemplazar comidas por otras que les resulta más apetitosas, se debe a factores fisiológicos y no meramente a un capricho del anciano.

Esta disminución de la ingesta, puede provocar que la persona mayor empiece a perder peso y corra el riesgo de desnutrición. Para evitar complicaciones sería recomendable enriquecerles los platos de las principales comidas para aumentar su aporte de energía (Kcal), proteínas o ambas. Para ello, os ofrecemos unos consejos de alimentación.

alimentacion-tercera-edad

Día Mundial del Ictus

 

El ictus es una de las enfermedades que pueden acompañarse de falta de apetito. Con motivo del Día Mundial del Ictus, que se celebra el 29 Octubre, queremos recordar la importancia de que la persona que lo padece tome los suficientes sólidos y líquidos que le permitan lograr su recuperación y rehabilitación, teniendo en cuenta las dificultades que sufren debido a las alteraciones en la deglución derivadas de la propia enfermedad.

Consecuencias del Ictus.

 

Se estima que 120.000 personas al año sufren ictus en España. Una de las consecuencias habituales es la disfagia (dificulta al tragar que afecta hasta un 55% de los casos). La disfagia es un factor de riesgo para aspiraciones y neumonía, y aumenta el riesgo de desnutrición y deshidratación. El 62% de los pacientes con ictus presentan desnutrición en su recuperación. La desnutrición aumenta los riesgos de complicaciones como infecciones y úlceras por presión, incrementa la estancia hospitalaria, limita la recuperación tras el ictus y aumenta el riesgo de discapacidad y muerte.

Falta de apetito. Cómo prevenir la desnutrición

 

Por tanto, el objetivo para prevenir la desnutrición o anorexia en estos pacientes es alcanzar sus necesidades totales, mediante alimentos altos en calorías y proteínas y siempre adaptando la textura según el grado de disfagia. Con los líquidos, siempre que exista disfagia se deben utilizar espesantes.

Así pues, debemos conocer qué alimentos podemos añadir a los platos principales para aumentar el aporte calórico-proteico en el menor volumen posible.

  • Leche en polvo se diluye fácilmente, se puede mezclar con alimentos como leche, yogur, puré, cremas, triturados o hasta un pastel, hamburguesas y demás. Concentra las calorías por no tener agua y no aporta mucho volumen.
  • Nata o Crema de Leche se puede usar en cremas, triturados y postres para aumentar aporte calórico sin aumentar el volumen del plato.
  • Los Frutos secos son ricos en grasas saludables, vitamina E, fibra y antioxidantes. Un simple puñado de nueces, cacahuetes, almendras u otros aporta 150 Kcal. En polvo son ideales para postres y salsas. Además se pueden alternar con tostadas de pan o tortas de cereales untadas con cremas naturales de frutos secos como la crema de avellana, de almendra, de cacahuete,…
  • Frutas deshidratadas o secas pasas, ciruelas, dátiles, orejones,…
  • Semillas (lino, sésamo, semillas de calabaza, girasol,…): no aportan mucho volumen, aportan calcio y grasas vegetales que suman calorías casi sin percibirse en los platos. Se pueden añadir al yogur, ensaladas, cremas…
  • Huevo produce un poco más de saciedad que los anteriores, puede mezclarse con puré, con cremas, con triturados, con pastel, con carnes, con vegetales y muchos otros alimentos, sumando cerca de 100 Kcal por unidad y ofreciendo vitamina A, hierro, proteínas de alta calidad y antioxidantes.
  • Queso rallado, en porciones o para fundir en una sola cucharada puede sumar 50-60 Kcal, y se mezcla con facilidad con todo tipo de ingredientes sin ocupar demasiado espacio, aportando proteínas de calidad, calcio y vitaminas A y D sin generar saciedad en exceso. Especialmente en cremas, triturados y tortillas.
  • Aceite de oliva es una fuente de grasa muy saludable y además es una fuente muy importante de vitamina E (antioxidante). Una cucharada cada día no aporta casi volumen ni brinda excesiva saciedad, pero sí suma 110 Kcal.
  • Licuados de fruta son ideales porque aportan vitaminas y minerales. Puedes agregarles leche, yogurt, frutos secos… y de esta manera aumentar las calorías.
  • Se puede agregar copos de puré de patata, avena u otros cereales a los purés o cremas.

 

tablaenriquecer-1

Cs: cuchara sopera

 

Nutricia como expertos en Nutrición Médica Avanzada, nos ofrece unos consejos para enriquecer los platos y mantener una alimentación adecuada:

 

consejos-enriqueces

 

Si a pesar de estos consejos continua el deterioro nutricional, deberemos consultarlo con el médico y/o dietista-nutricionista, pues existen suplementos nutricionales (de uso médico) para cubrir las necesidades nutricionales y evitar complicaciones asociadas a la desnutrición.

5 (100%) 1 vote
© 2014 Lares Comunidad Valenciana